Saltar al contenido 

Infertilidad Qué es, Causa, síntomas, tratamiento y prevención

La infertilidad en un hombre es su incapacidad para concebir un bebé con una mujer en el transcurso de un año entero, o incluso más tiempo. La pareja puede intentar tener relaciones sexuales sin condón para obtener como resultado un embarazo deseado, pero puede fallar en muchas ocasiones. Además este problema puede darse tanto en hombres, como en mujeres, por lo que el hombre no sólo puede ser el culpable de que dicho embarazo no se dé. Por fortuna existen tratamientos y técnicas de reproducción asistida que puede beneficiar a la pareja, tanto el hombre como la mujer que desea tener al bebé.

Sin embargo, la reproducción asistida puede no ser deseada por el hombre, ya que a mayoría de ellos no les encanta la idea de que la mujer deba recibir una donación de gametos, pues quieren tener a un bebé con sus genes. A pesar de sus desventajas, esto ha dado solución a las parejas homosexuales en mujeres  que desean tener un hijo. Aunque un miembro de la pareja no tenga sus genes, la idea de cuidar a un bebé concebido por el embarazo es una bendición para ellos, a diferencia de la adopción que no facilita criar un hijo desde su nacimiento.

Los casos que tienen problemas de fertilidad no deben tomarse con una actitud negativa, ya que esto podría llegar a empeorar aún más y no llegar a mejorar en los plazos que los tratamientos médicos suelen solucionar este problema. El 90% de los casos de infertilidad masculina tiene su causa conocida, por ello, si llegas a presentar estos síntomas no te desanimes, porque la esterilidad es muy poco probable que la obtengas desde nacimiento. Presta atención a las causas que pueden haber dado paso a la infertilidad, de esta manera podrás contarle a tu médico que fue lo que te pasó y así seguir el tratamiento adecuado lo más pronto posible.

Causas de la infertilidad en hombres

  • Obstrucciones: puede que los conductos de los vasos del epidídimo estén obstruidos, en ellos los espermatozoides se desplazan hasta llegar a la uretra y salir por la punta del pene. Si la obstrucción es clara, la causa puede deberse a una infección, vasectomía o una herida. Algunos defectos congénitos también producen anomalías de este tipo, aunque son muy poco probables.
  • Enfermedades como la Varicocele: las venas dilatadas en el escroto pueden llegar a presentar un problema grave. En la mayoría de los casos la afección hace que la infertilidad se haga presente e incluso puede llegar a prolongarse cuando la enfermedad no se ha tratado.
  • Esperma irregular: la poca cantidad de espermatozoides puede ser algo anormal, consulte a su médico y explíquele los problemas que está teniendo.
  • Quimioterapias: pueden inhibir la producción de espermatozoides, al igual que las radioterapias estas suelen ser mortales.
  • Pesticidas o toxinas ambientales (Plomo): estar expuesto a estas toxinas también abre paso a problemas de fertilidad.
  • Alteraciones hormonales provocadas por enfermedades del sistema endocrino, tales como el déficit de testosterona, hipotiroidismo, o el síndrome de Kallman.
  • Alteraciones cromosómicas como en síndrome de Noonan o el Klinefelter. La azoospermia también causa disfunción.
  • Consumo de alcohol en exceso: tomar alcohol muy seguido puede inhibir algunas funciones que ejerce el hipotálamo-hipófisis-testicular. Los niveles de testosterona se ven gravemente afectados, cayendo anormalmente, como también el número de espermatozoides y la calidad de los mismos.
  • Tener mucho calor en los testículos también puede provocar infertilidad. Evite usar prendas muy apretadas. También es muy común que personas que tienen la costumbre de colocar su portátil en las piernas tengan problemas de fertilidad. Casos de este tipo son difíciles de detectar, pero como se están volviendo tendencia ya es común que muchos doctores especialistas de la salud sexual le hagan la pregunta al paciente. Evite tener el portátil en las piernas, ya que el calor generado por el procesador no sólo puede causar infertilidad, sino también otros problemas que ponen en riesgo su salud.
  • Golpes y lesiones en el escroto pueden producir también problemas de fertilidad.
  • Sedentarismo: la inactividad del cuerpo provoca que la calidad del semen sea baja. Se han presentado casos de sedentarismo en parejas que con sólo esta causa no han podido concebir, así que trata de apuntar el gimnasio en tu lista de tareas diarias.

Síntomas de la infertilidad en hombres

  1. Perdida del vello del cuerpo
  2. Dolor al orinar
  3. Piel reseca y arrugas
  4. Hinchazón testicular
  5. Disfunción eréctil
  6. Problemas respiratorios
  7. Pechos grandes (ginecomastia)

Para saber si se tiene esta afección el test de fertilidad masculina nos ayuda a saber el recuento de espermatozoides y la concentración que el mismo necesita para ser fértil. Esta prueba tiene una efectividad del 97% y mayoría de las personas que tienen problemas de fertilidad y se realizan la prueba son a causas mínimas, como el estrés y la ansiedad.

Tratamiento para la infertilidad masculina

  1. Aspiración Percutánea de espermatozoides del epidídimo: este tratamiento es útil cuando el recuento de espermatozoides en un hombre es muy bajo. En este procedimiento de recuperación se inserta en el escroto una aguja, la misma se ubicará dentro del epidídimo para posteriormente extraer las células espermáticas. El tratamiento no causa dolor, aunque se aplica anestesia local para evitar molestias en el paciente.
  2. Extracción de espermatozoides del testículo (TESE): este tratamiento es muy útil cuando la infertilidad  en hombres ya lleva mucho tiempo invadiendo el organismo de un hombre. Este es exclusivo para aquellos casos de obstrucción. Durante el método se extraen pequeñas cantidades del tejido muscular mediante una aguja que se inserta en el testículo. Luego de que el tejido se procesa se pueden extraer con facilidad los espermatozoides. Durante este proceso si se requiere anestesia general. Luego de este procedimiento pueden haber episodio de dolor leve y algunas molestias que irán desapareciendo luego del proceso de recuperación.
  3. Aspiración microquirúrgica de espermatozoides del epidídimo (MESA): con técnicas de microcirugía se recolectan espermatozoides directamente d las partes que están obstruidas en el epidídimo. Esta aspiración microquirúrgica requiere de una incisión en el escroto, luego el líquido del conducto epididimario se analiza para determinar si el contenido espermático extraído es suficiente. Para realizar el tratamiento se requiere anestesia general, luego de esta pequeña sesión quirúrgica el paciente va sentir dolor y molestias que se alivian con analgésicos recetados por el especialista.
  4. Tomar medicamentos como el clomifeno.
  5. Métodos de preparación de esteroides: con estos métodos se busca mejorar la función de los espermatozoides para así aumentar las posibilidades de concebir. A continuación te explicaremos a detalle en qué consisten cada uno.
    • Lavado de semen: aumenta la motilidad de espermatozoides al extraer líquido seminal, en ellos se incluyen espermatozoides inmóviles y otros factores químicos que pueden estar obstruyendo la fertilización. Gracias a este método el hombre infectado con VIH puede reducir el riesgo de transmisión a una mujer. Con ayuda de un centrifugador se separan las células espermáticas que se ubican en el plasma seminal. Los espermatozoides sanos se pueden usar para fecundar los óvulos de la mujer. Sin embargo, el embarazo no está 100% asegurado, todavía existen muchos factores que pueden influir para que el mismo se dé.
    • Técnica: Swim-up: es utilizada en las clínicas que se especializan en la fertilidad. Consiste en hacer nadar de forma ascendente a los espermatozoides cuando van vía al útero. Sólo los más sanos tienen el poder de hacerlo y para lograrlo es necesario colocar un cultivo en la parte superior de un tubo que almacena semen. A través de este método los espermatozoides sanos viajan a través del cultivo en dirección ascendente, dejando atrás el líquido seminal, bacterias y otros desechos que son inservibles para la fertilidad. Los mismos se recolectan para ser usados en un tratamiento de fertilidad.
    • Criopreservación: consisten en la recolección de espermatozoides para congelarlos y utilizarlos en un futuro. Aquellos hombres que van hacer una vasectomía necesitan el tratamiento de criopreservación con anterioridad para así contar con espermatozoides vivos.

Tratamientos quirúrgicos para la infertilidad en hombres

Si los problemas siguen insistiendo aún cuando se aplican los tratamientos anteriormente mencionados, un tratamiento quirúrgico podría dar paso a la solución.

  • Vasoepididimostomía: está diseñado para tratar aquellas obstrucciones que se encuentran en el epidídimo, las cuales incluyen quistes y cicatrices. Esta operación es muy delicada y requiere de un cirujano de mucha experiencia y especializado en el área.
  • Este es el procedimiento quirúrgico más común utilizado para la infertilidad en hombres. Está indicado para eliminar los daños de los varicoceles. Las venas causadas por la enfermedad están inflamadas por una gran cantidad de sangre acumulada, haciendo que los espermatozoides se encuentren en una temperatura tan elevada que los mata. Por ello, al realizar un recuento de espermatozoides puede que los mismos salgan deficientes.

Tratamientos naturales para la infertilidad masculina

Aunque no lo creas los remedios naturales pueden hacer milagros en la salud sexual del hombre. Por ejemplo, en su organismo las hormonas pueden ser estimuladas a partir de ciertos nutrientes. Presta atención a cada uno de los remedios y aplícalo en tu vida diaria para lograr no sólo eliminar la infertilidad, sino también para aumentar la lívido.

  1. Coliflor: es abundante en vitamina B6, esencial para aumentar la libido y tener una mejor calidad de vida. La espinaca y el berro también tienen gran cantidad de B6 y otros nutrientes importantes para aumentar la fertilidad.
  2. El Jengibre es un estimulante de la producción de testosterona. Consumir su raíz es eficiente, aunque la misma debe ser hervida en agua durante unos 10 minutos. Asegúrese de tomarla todos los días al menos dos veces. Si convierte el jengibre en un nutriente de su dieta notará cambios en su salud.
  3. Ginseng rojo: un afrodisiaco que no falla, este es capaz de aumentar la fertilidad y la libido
  4. Avena: un energizarte natural que ayuda a preservar la libido por más tiempo. También es muy efectivo para mantener la fertilidad.
  5. Melaza de caña: mejora la circulación, sin duda es uno de los remedios naturales más potentes para promover la libido y por supuesto, recuperarse de un período de infertilidad.
  6. Brócoli: que no falte en tu dieta, aparte de promover tu aumento de masa muscular, te generará mucha más energía, ya que es un precursor de la testosterona.
loading...